Este artículo y su par de fotos tienen casi dos años, me da pena borrarlo pero tengo claro que no lo voy a extender así que ahí va.

Hace algún tiempo, desde una isla un tanto remota, Miss. Susan Sto-Helit escribió un artículo para El Puercoespín, sobre el libro de recetas Nanny Ogg’s Cookbook.

Algunas de las recetas de este libro brindan imaginativas formas de descubrir nuevas definiciones del dolor y el sufrimiento en indigestiones de más de mil años, pero ¿no se supone que que un libro de cocina debería brindar formas de disfrutar la comida? Los placeres más intensos para el paladar quedan fuera del alcance de las recetas de libro.

Sigue leyendo …